Climatizaciones Etxea, diseño, montaje,... de instalaciones y sistemas de calefacción, a.c.s., aire acondicionado
Ascensores Rekalde
By 5 abril, 2012 Leer más →

“La capacidad de mejora ambiental del sector de la edificación es muy amplia”

Parece que la sostenibilidad ha entrado de lleno en el ámbito de la construcción de edificios, pero ¿qué caracteriza a un edificio sostenible, qué lo hace diferente del resto?

Un edificio sostenible es aquel que ha sido diseñado teniendo en cuenta el consumo de recursos que se utilizarán en su construcción -energía, materiales y agua-, así como el uso que van tener durante su vida útil, y su posterior demolición. Esto supone que todos los agentes implicados en el diseño y construcción de un edificio sostenible lo hagan incorporando materiales y componentes diseñados con criterios ambientales, que puedan ser fácilmente reciclados o reutilizados, carentes de sustancias peligrosos y que favorezcan el ahorro de materias primas y energía. En la fase de diseño es en donde se pueden reducir los principales impactos ambientales que puede tener un edificio. La reducción de impactos puede llegar hasta un 80%.

Con la crisis actual, ¿tiene sentido el medio ambiente, la sostenibilidad en el sector de la construcción?

Precisamente en este momento más que nunca. El sector de la construcción está empezando a asumir la necesidad de aprovechar las oportunidades que le presenta la coyuntura actual. Los agentes implicados coinciden en que el vector de la sostenibilidad, considerado en sus tres dimensiones, económica, social y ambiental, con especial relevancia en esta última, es una de las principales claves que puede contribuir a mejorar la situación del sector.

Analizando nuestro entorno más próximo, podemos evidenciar que nuestro parque residencial edificado supera al de nuevas edificaciones. Sin embargo, las obras de rehabilitación de la última década sólo han supuesto el 8% de los proyectos ejecutados. En este contexto, en el que disponemos de miles de edificaciones con necesidades de rehabilitación en las que apenas sí se han producido rehabilitaciones o reformas de importancia, surge una verdadera oportunidad.

Los estudios de proyectistas, empresas, e instaladores que están apostando por esta vía, son los que menos están sufriendo la crisis, y los que estarán mejor preparados para los nuevos requisitos ambientales que el mercado va a empezar a demandar.

Pero, ¿es posible aplicar criterios ambientales al sector de la edificación?

La capacidad de mejora ambiental del sector de la edificación es muy amplia. En este momento este sector es responsable del 40% de la emisiones de CO2, del 60% del consumo de materias primas, del 50% del consumo de agua y del 35% de los residuos generados.

Como consumidores, debemos saber que sin grandes esfuerzos constructivos pueden lograrse ahorros medios de entre un 5 y un 30% en el consumo de energía, disminuir entre el 10 y el 30% en las emisiones de CO2 por edificio y obtener unos ahorros anuales en la factura de energía de entre 500 y 2000 euros por vivienda.

Todas las instituciones públicas implicadas, Gobierno Vasco, sociedades públicas, clusters, colegios y asociaciones profesionales, estamos trabajando conjuntamente en el empeño de hacer realidad la sostenibilidad en el campo de la edificación.

Uno de los retos ambientales al que se tiene que enfrentar el sector de la edificación es la reducción de residuos de construcción y demolición, ¿con qué herramientas cuenta el Gobierno para que esto se haga efectivo?

La aprobación del Decreto para la Gestión de Residuos de Construcción y Demolición (RCDs) en el País Vasco será la referencia en la que se tendrá que fijar el sector. La futura norma aspira a erradicar toda gestión no controlada y clandestina y alcanzar el objetivo de valorizar el 70% de los RCDs, en sintonía con el objetivo establecido por la Unión Europea.

En el año 2009 se generaron en nuestra comunidad aproximadamente 1.300.000 toneladas. Un elevado porcentaje, el 40%, corresponde al vertido incontrolado en escombreras y vertederos ilegales, la valorización, es decir, reutilización más reciclaje, se sitúa entre el 38% y 52%, el resto se eliminaría mediante depósito en vertedero.

En este sentido, la clasificación en origen de los RCDs (separación selectiva) se revela como primordial para alcanzar este objetivo, ya que proporciona un porcentaje mayor de RCDs valorizados y un menor porcentaje de RCDs eliminados en vertedero.

Hay que tener en cuenta que un futuro incremento de residuos de la construcción valorizados conlleva un aumento de los ingresos derivados de la venta de árido reciclado. Este rendimiento será percibido principalmente por los gestores autorizados de residuos, y por los constructores, que podrán beneficiarse de los ingresos que reportará la fracción de áridos vendidos directamente en obra.

¿Cómo responde la sociedad de gestión ambiental Ihobe a estos retos?

Con visión de futuro y adelantándonos a las demandas que puedan surgir en el mercado. Desde hace casi una década Ihobe trabaja en la integración de la sostenibilidad en un sector como la edificación con numerosos agentes e instituciones públicas implicadas.

Nuestro trabajo en este campo ha estado centrado en la generación de conocimiento. La muestra son las Guías de Edificación y Rehabilitación Ambientalmente Sostenible de la CAPV, que pueden considerarse una herramienta clave para la incorporación de criterios ambientales en este ámbito. Estas guías incluyen criterios de compra verde y pueden ser utilizadas para la baremación de productos y servicios financieros que se relacionen directa o indirectamente con la construcción.

Pero lo más importante es que su seguimiento y aplicación puede ser considerado como un sistema de valoración y comparación de la Sostenibilidad Ambiental de los Edificios, base del futuro sistema de acreditación de la Sostenibilidad en Edificación que se incorporará en la futura de Ley de Cambio Climático del País Vasco.

Estas guías y la metodología que en ellas se despliega han servido de base para el diseño cursos de formación, para “ambientalizar” pliegos de compra pública, y para la realización de acciones ecoeficientes en el marco del Programa de Ecoeficiencia de la Industria Vasca.

El I Congreso de Construcción y Edificación Sostenible que se celebrará en Bilbao en octubre en el marco de la feria Construlan´12, y en cuya organización estamos participando, será el punto de encuentro de todos los avances que se han producido en el País Vasco en materia de construcción y edificación sostenible.

Be Sociable, Share!

¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Comentarios cerrados.



IGR,SA. Gestión de residuos, amianto, fibrocementos, uralita.
boletín noticias construcción
Recibe nuestras noticias
Suscríbete GRATIS